18 de diciembre de 2020

CARLA VIZZOTTI

VACUNA RUSA: A QUIEN CREERLE?

18/DIC/2020

Carla Vizzotti, sobre la vacuna rusa: “Nos confirmaron que ya recomendaron ampliar la edad para vacunar”

La funcionaria aclaró que resta el informe oficial por parte del Ministerio de Salud de ese país para aplicar el antídoto a mayores de 60 años

a secretaria de Acceso a la Salud Carla Vizzotti aseguró este viernes que las autoridades del Instituto Gamaleya y el Ministerio de Salud ruso “ya recomendaron ampliar la edad para vacunar”, por lo que solo resta una confirmación oficial por parte de esa cartera para que el antídoto pueda aplicarse en mayores de 60 años.

// SPUTNIK V: DIFERENCIAS DENTRO DEL MINISTERIO DE SALUD 18/DIC/2020

“Tuvimos una reunión con el viceministro de Salud de la federación rusa y hoy con el comité independiente de expertos y nos confirmaron que ya analizaron los datos y ya recomendaron ampliar la edad para vacunar y estaban en las últimas etapas de ampliar esa recomendación desde el Ministerio de Salud, por lo que esperamos pronto tener también esa recomendación para ir cumpliendo formalmente con todos los resultados a medida que van aparecieron”, aseguró en diálogo con Russian Today.

Las palabras de la funcionaria que trabaja junto con Ginés González García se producen tras el revuelo que se generó a raíz de las declaraciones del presidente Vladimir Putin, que aseguró que no recibió la vacuna rusa porque aún no fue autorizada para mayores de 60 años. De esta forma Vizzotti intenta traer tranquilidad en medio de la turbulencia.

//  LA VACUNA RUSA NO ES PARA PUTIN 17/DIC/2020

En este sentido, se mostró esperanzada en recibir pronto esa confirmación por parte de las autoridades rusas y aseguró que esperan contar con 10 millones de la vacuna para diciembre, enero y febrero. La próxima semana llegará al país una primera tanda con 300 mil dosis.

Pero ese número podría ampliarse, según los dichos de Vizzotti, que señaló que el país “tiene la posibilidad de contar con dosis para vacunar hasta 25 millones de personas entre enero y junio de 2021″.

Por otra parte, dijo que “desde el primer día están incluidos los mayores de 60 en los ensayos clínicos” de la Sputnik V y que por lo tanto la decisión de negociar la vacuna rusa se tomó “sabiendo que iban a haber datos”. En este sentido, negó que desde su cartera no hayan estado al tanto de que el antídoto aún no se aplica a mayores de 60 años. “También sabíamos que la recomendación, ahora, es vacunar hasta 60 porque estaban terminando de analizar los datos”.

E insistió: “Es importante transmitir toda la información y saber que desde la Argentina desde el primer día teníamos conocimiento de esta situación y estimamos que como ahora vamos a empezar a vacunar personal de salud, se pueda empezar a aplicar hasta que esté formalmente la indicación (para los mayores de 60 años) y poder seguir con todos los plazos como está planeado”.

Más temprano, el ministro de salud de la Ciudad Fernán Quirós había asegurado “estar convencido de que es un problema de temporalidad y seguramente en las próximas semanas ese aspecto quedará esclarecido”.

Otras definiciones

Durante la entrevista, la secretaria de Acceso a la Salud fue consultada sobre si es cierto que las personas que reciben la vacuna deben frenar el consumo de alcohol.

Al respecto, Vizzotti señaló que “la recomendación para todos los antídotos es que cuando uno consume alcohol en exceso y de forma crónica pierde la respuesta inmune en relación a generar anticuerpos. El consumo moderado de alcohol habiéndose vacunado no tiene ningún impacto en la vacunación”.

Fuente: TN

SPUTNIK V: DIFERENCIAS DENTRO DEL MINISTERIO DE SALUD

18/DIC/2020

Turbulencia entre Ginés González García y Carla Vizzotti por la Sputnik V

La secretaría de Acceso a la Salud se inclinó de lleno por el antídoto, que aún no puede aplicarse a mayores de 60 años. El ministro prefería entablar charlas más profundas con otros laboratorios

Se viven horas convulsionadas en el gobierno de Alberto Fernández. Los dichos de Vladimir Putin, que aseguró que aún no se puso la vacuna rusa porque todavía no fue recomendada para mayores de 60 años cayó como una bomba en la Casa Rosada y desnudó grietas en el equipo del Ministerio de Salud de la Nación.

Es que existen diferencias entre el ministro Ginés González García y su número 2, la secretaria de Acceso a la Salud Carla Vizzotti, que fue justamente la encargada de negociar en secreto la provisión del antídoto ruso. La grieta se abrió porque la funcionaria se inclinó de lleno por la Sputnik V mientras que el titular de la cartera prefería ampliar el abanico de posibilidades y entablar negociaciones con otros laboratorios.

De hecho, González García no habría estado del todo de acuerdo con el viaje en secreto que Vizzotti realizó a Rusia para conocer los avances en las pruebas del antídoto, que por el momento solo puede aplicarse en personas de entre 18 y 60 años.

// LA VACUNA RUSA NO ES PARA PUTIN

En el Gobierno hay acusaciones cruzadas y entienden que los dichos de Putin solo desgastan aún más la figura del presidente Alberto Fernández, que tiempo atrás había dicho que iba a ser el primero en darse la vacuna, cuando en realidad no puede ya que tiene 61 años. Los anuncios fallidos fueron marketing político del Presidente, que generó una gran expectativa que se diluyó con velocidad en estas últimas horas.

No solo Vizzotti impulsó la vacuna rusa. La vicepresidenta Cristina Kirchner monitoreó las negociaciones e impulsó el acuerdo. El gobernador Axel Kicillof también lo hizo.

Alberto Fernández junto a los dos pilares del Ministerio de Salud. Créditos: NA.Por: Prensa Presidencia

Mientras el Gobierno espera que Rusia confirme que el antídoto puede aplicarse en mayores de 60, la oposición cruzó al Gobierno y desde la UCR afirmaron que presentarán un pedido de juicio político contra el ministro de Salud González García. Lo acusan de “mal desempeño de sus funciones y de comprometer la salud de todos los argentinos y argentinas”.

Incluso el presidente de la UCR y diputado nacional Alfredo Cornejo planteó dudas sobre los motivos por los que el Gobierno no llegó a un acuerdo con Pfizer y lanzó: “Hay muchas sospechas acerca de si se le ha pedido coimas y cosas de ese tipo”.

En este sentido, González García le envió una carta a las autoridades de Pfizer en la que los acusa de incumplir con lo acordado. Es que el laboratorio se había comprometido a enviar unas 3 millones de dosis entre diciembre y febrero, e incluso se realizaron las pruebas en el Hospital Central Militar. La firma internacional asegura necesitar más garantías de seguridad y que el Estado argentino pague unos 20 millones de dólares por la vacuna.

El martes, González García confirmó que el acuerdo con ese laboratorio aún no está cerrado y habló de “condiciones un poco inaceptables”, entre estas, que el contrato esté firmado por el presidente Alberto Fernández.

Fuente: TN