Murió el actor Henry Silva, ese villano secundario que amábamos odiar

Murió el actor Henry Silva, ese villano secundario que amábamos odiar


Lo vieron cientos de veces, y lo reconocerán apenas vean su foto, aunque no recuerden su nombre. Henry Silva, un actor que muy a menudo interpretó a villanos y trabajó en cientas de películas, incluidas La gran estafa (fue su última película, en 2001) y El embajador del miedo (era Chunjin), próxima a cumplir 60 años de su estreno, murió el miércoles en la casa del Motion Picture Picture and Television Fund en Woodland Hills, California.

Hubiese cumplido un día después, el jueves 15 de septiembre, 96 años.

Uno de los papeles más memorables de Silva se produjo en el clásico thriller de John Frankenheimer El embajador del miedo (1962), en el que interpretó a Chunjin, el criado coreano de Raymond Shaw  (Laurence Harvey), y un agente de los comunistas que se involucra en una batalla de artes marciales coreografiada con Frank Sinatra, que transcurría en el departamento de Shaw en Nueva York.

Una de las pocas películas que protagonizó: «Johnny, el frío» (1963), junto a Elizabeth Montgomery

Silva apareció en varias otras películas con Sinatra, incluida la original Ocean’s Eleven (1960), con Dean Martin y Sammy Davis Jr., donde fue uno de los once ladrones, y el western de 1962 Sergeants 3 (Tres sargentos).

Su muerte fue anunciada primero por la hija de Dean Martin, Deana Martin, quien escribió en Twitter: “Nuestros corazones están rotos por la pérdida de nuestro querido amigo Henry Silva, uno de los hombres más agradables, amables y talentosos que he tenido el placer de llamar mi amigo. Fue la última estrella sobreviviente de la película original Ocean’s 11. Te amamos Henry, te extrañaremos”.

Papeles secundarios memorables

Henry Silva en la serie "La escoba espacial", o "Quark" (1978).

Henry Silva en la serie «La escoba espacial», o «Quark» (1978).

En años posteriores, apareció siempre en papeles secundarios, y acompañando en el elenco a otras estrellas de Hollywood, como a Burt Reynolds en La brigada de Sharky (o Sharky’s Machine, 1981), a Chuck Norris en Código de silencio (1985), o en la película de Andrew Davis con Steven Seagal Nico (1988), en Dick Tracy, de y con Warren Beatty (1990) y Ghost Dog: El camino del samurai, de Jim Jarmusch (1999).

Como ya dijimos, la última aparición de Silva en la pantalla fue un cameo en la nueva versión de Ocean’s Eleven en 2001, la de George Clooney y Brad Pitt.

En Variety recuerdan una publicación de 1985, de la periodista de Knight-Ridder Diane Haithman titulado Henry Silva: El actor que amas odiar. Comenzaba de esta manera: “Su rostro aparece en la pantalla. Una cara con pómulos altos y afilados y una nariz pequeña y roma, una cara que parece tallada en acero y siempre está detrás de un arma. Y ojos que solo ven a la próxima víctima. Ojos fríos. Los ojos de un psicópata. Él no tiene que decir nada antes de que sepas que lo odias. … Silva ha hecho una carrera de por vida con esa cara (que, por cierto, se ve paternal fuera de cámara)”.

Silva le dijo a Haithman que crecer en Spanish Harlem lo ayudó a prepararse para el tipo de papeles que luego interpretaría en películas. “Vi muchas cosas en Harlem’, recordó con un acento rico en sus orígenes de Nueva York. “Era el tipo de lugar en el que si vivías en una cuadra y querías alejarte unas cuantas cuadras, tenías que llevar a un par de tipos con vos, o de lo contrario te patearían el culo”.

Hizo su debut en televisión en Armstrong Circle Theatre en 1950 y su debut en la pantalla grande, sin aparecer en los créditos, fue nada menos que en el éxito de Elia Kazan Viva Zapata!, de 1952, protagonizada por Marlon Brando.

Silva se casó dos veces en la década de 1950; su tercer matrimonio, con Ruth Earl, duró desde 1966 hasta su divorcio en 1987. Le sobreviven dos hijos, Michael y Scott. Scott Silva pidió a los fans que recuerden a su padre comentando en sus cuentas sociales: Instagram: henrysilvaofficial; Twitter: @MrHenrySilva y oficial de Henry Silva en Facebook.

POS



Source link

Actualidad | Diario Digital

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.