TWITTER

“LES PIBIS” LE PIFIO

10/DIC/2020

Se viralizaron viejos tuits xenófobos del funcionario que habló de “les pibis”: cuál fue su descargo

Lucas Grimson fue tendencia en la red social por una serie de posteos que hizo hace siete años. Su papá, Alejandro, asesor de Alberto Fernández, salió a defenderlo

Después de que el capitán de Los Pumas Pablo Matera y otros dos integrantes del equipo de rugby, Guido Petti y Santiago Socino, quedaran en el centro de la polémica por posteos racistas que habían publicado en las redes sociales hace varios años atrás, un funcionario de la Dirección de Adolescencias y Juventudes del Ministerio de Salud también se vio envuelto en el mismo escándalo luego de que se viralizaran viejos mensajes discriminatorios en Twitter.

Lucas Grimson, de 19 años, que se volvió viral en agosto pasado por utilizar la expresión “les pibis”, incorporando el lenguaje inclusivo, en su discurso por el Día Internacional de la Juventud, esta vez volvió a ser tendencia pero bajo el hashtag #LukiGrimsonRacista.

Es que los usuarios sacaron a la luz una serie de antiguos posteos en los que el funcionario -cuando aún era menor de edad- escribió: “Me cag.. de risa, muy gracioso el chiste, una villera se estallaría de risa”; o “Fui a la verdulería de la esquina y el bolita que la atiende casi me toca… que asko”.

A su vez, trascendieron mensajes en los que Lucas menciona a una “profesora simio”, propone “disfrazarse de judía” y hasta admite que antes de ser feminista “prefiere bañarse”. No está claro cuáles de todos los mensajes que salieron a la luz son reales, ya que el joven asegura que se viralizaron muchos tuits falsos.

La captura de uno de los tuits publicados en 2013 por Lucas Grimson que generó el repudio de los usuarios en Twitter. (Foto: Twitter/@patri_carolyn)

Los posteos fueron publicados durante el periodo 2012-2015, cuando el joven no era funcionario público. Actualmente, el hijo del antropólogo y asesor de Alberto Fernández, Alejandro Grimson, estudia Ciencia Política y milita en Nueva Mayoría, un espacio político feminista que forma parte del Frente de Todos.

Rápidamente Lucas respondió a las acusaciones, admitió haber publicado esos mensajes -no todos los que se compartieron- pero los justificó alegando que antes pensaba diferente. “Hoy se despertaron tan al ped… que buscaron tweets chot… que puse cuando tenía 12, 13, 14 años”, comenzó escribiendo en Twitter.

Y aseguró: “Por suerte, creemos en cambiar las opiniones y miradas, ¿no? Preferiría que quisieran discutir las ideas que planteamos ahora. Candadito y a seguir con cosas más importantes”.

Luego, en otro mensaje, advirtió que “no solo creen que lo que uno dijo hace años tiene que representar lo que uno piensa ahora”, y acusó a los usuarios de inventar tuits que nunca puso. “Tienen una obsesión, no sé si con las cosas viejas y las fake news o con hacer lo que sea para no debatir”, se lamentó.

En este sentido, denunció: “Las fake news funcionan con grupos organizados que promueven el odio y la mentira. Las miradas cambian aprendiendo entre todes y así sigamos repensándonos”.

Tras la polémica por la difusión de estos mensajes, el padre de Lucas salió a defenderlo en Twitter, y escribió: “Quienes atacan a mi hijo con tuits de sus 12 años y puras fake news ojalá tengan la valentía de decir una verdad y de debatir ideas ”.

Inmediatamente, varios usuarios comenzaron a compartir supuestos posteos racistas del asesor presidencial en los cuales, entre otras cosas, hablaba de “negros chot…”, en el contexto de chicanas de fútbol y pidieron su suspensión inmediata.

El antropólogo aseguró que eran tuits falsos, mientras que los usuarios afirman que fueron reales pero que al volverse virales los borró inmediatamente. “Quienes aman la falsificación para ataques personales odian también debatir ideas”, reclamó Alejandro en la red social.

El escándalo por los tuits racistas de Los Pumas

El pasado 30 de noviembre, luego de la polémica que se desató por la falta de un homenaje de parte de Los Pumas Diego Maradona, el capitán del seleccionado argentino de rugby, Pablo Matera, encabezó el pedido de disculpas en un video que publicó la UAR. Minutos después, el rugbier quedó envuelto en un escándalo que nació en las redes sociales: se hicieron virales viejos tuits xenófobos y racistasque recibieron un repudio generalizado.

Los mensajes fueron publicados por Matera en su cuenta @PablitoMatera entre 2011 y 2012, cuando tenía 18 años y ya jugaba en la Selección argentina sub 19 (Los Pumitas). En ellos se refiere de manera despectiva a bolivianos, paraguayos, sudafricanos, y también discrimina a personas negras y judías.

Las capturas de los tuits se viralizaron de manera inmediata y en Twitter estallaron las críticas para el capitán argentino, que inmediatamente cerró la cuenta en la que no tenía demasiada actividad. Más tarde, salieron a la luz comentarios similares de otros integrantes del seleccionado nacional de rugby.

Inicialmente la Unión Argentina de Rugby (UAR) los suspendió, pero el 2 de diciembre dio marcha atrás con la decisión.

FUENTE: TN

METRICAS EN REDES SOCIALES

10/DIC/2020

Cuál es la diferencia entre impresiones y alcance en las redes sociales

Revisamos los detalles de estas métricas fundamentales en plataformas como Facebook, Instagram y Twitter

Conocer del backstage de las redes sociales es una práctica básica para comprobar el alcance de diversas acciones en línea y, de ser necesario, corregirlas.

Detrás de las cuidadas interfaces de plataformas como Facebook, Instagram y Twitter, más allá de las imágenes, videos e incluso de los likes, aparece la fría estadística. En aquel terreno hay dos variables fundamentales: las impresiones y el alcance.

Aquellos conceptos tienen puntos en común. Por ejemplo, ambos sirven para de elegir el día y la hora más adecuados para subir ciertos posteos o diagramar la efectividad de una campaña. Ahora bien, ¿cuáles son las diferencias entre aquellas métricas? ¿Qué revela cada una, siendo que en muchas ocasiones se confunden?

El alcance y las impresiones en redes sociales

Comencemos por el alcance. Esta variable refiere al número total de usuarios que vieron el contenido. Por ejemplo una publicación en Facebook, un video en Instagram o un tuit. En términos prácticos, si un posteo fue visto por 100.000 usuarios, entonces aquella cifra será su alcance. Es posible definir a este concepto como “visitantes únicos”. Si uno de ellos vuelve al mismo post, no sumará a esta estadística específica.

Las impresiones no hacen referencia a cantidad de usuarios que acceden a un contenido en particular, sino al total de visualizaciones. Es decir, si una misma persona (desde su perfil) accede a un posteo cinco veces, incrementará esta estadística. En este sentido, una publicación podría tener un alcance de 100.000 usuarios, y que las impresiones sean mucho más altas porque puede haber sido vista más de una vez por una misma persona.

En resumen, las impresiones son el número de veces que un contenido se muestra. Por lo demás, es importante notar que el usuario no tiene que interactuar con la publicación para que cuente como una impresión.

Estar al tanto de las diferencias entre alcance e impresiones es clave para entender la estadística más básica. Por ejemplo, de nada servirá sumar seguidores si ellos no visualizan las publicaciones y no se logra el tan mentando engadgment. Así, las mencionadas estadísticas son fundamentales para diagramar campañas, apuntar el contenido, saber si una publicación funciona, etcétera.

Cabe señalar que aquellas son las diferencias básicas entre las variables que aquí nos convocan, especialmente si tenemos en cuenta que cada red social establece distinciones al respecto y niveles diversos. Por otra parte, la medición de estadísticas y las herramientas que ofrece cada plataforma cambian a lo largo del tiempo y, en ese orden, es de suma importancia mantenerse actualizado para conocer las especificidades de cada variable.

Fuente: TN TECNO